Sigue el acoso laboral, amenazas, negocios personales y desvíos de recursos en el IPAX

Entre lo utópico y lo verdadero

Por Claudia Guerrero Martínez

30 de marzo del 2021

Sigue el acoso laboral, amenazas, negocios personales y desvíos de recursos en el IPAX

El Comisionado del Instituto  de la Policía Auxiliar y Protección Patrimonial para el Estado de Veracruz (IPAX), Héctor Manuel Riveros Hernández es acusado de desvíos de recursos, por negocios en el mantenimiento de unidades oficiales, en varios municipios  de Veracruz. La historia que les contaremos está conformada por injusticias, abusos de poder y pésima protección a trabajadores, por el simple hecho de tener una relación laboral con los Jefes… Así como la importancia de esta dependencia, perteneciente a la Secretaría de Seguridad Pública, donde se impone el acoso laboral.

Trabajadores del IPAX nos cuentan que se han realizado una serie de investigaciones, por el simple hecho de estar al mando  del llamado “Comandante Galicia”, a quien el IPAX le hizo una investigación y fue sustituido del cargo el 07 de febrero de este año, para enviarlo al norte de Veracruz. Guillermo Galicia era conocido en la zona, por haberse enfrentado a balazos en contra de asaltantes de trenes, en el tramo ferroviario de Acultzingo y evitar el saqueo de mercancía en los vagones.

Y ahora, su gente es acosada laboralmente y lo han realizado a tal grado, que manipulan las asistencias firmadas en turnos, fotografías de servicios, entre otros, para afectarlos sin lograrlo y tratar de obligarlos a que renuncien, siendo esto una violación a los derechos de los trabajadores del IPAX. El cambio de Guillermo Galicia se dio por denuncias anónimas enviadas a Xalapa, a las oficinas centrales. Con el tiempo, una funcionaria de nombre Paloma, se dedicó a presionar a los empleados para ser los que le pusieran el dedo en contra del Comandante Galicia, con la promesa de que subirían de cargo.

Varios empleados del IPAX se han querido entrevistar con el Comisionado Héctor Manuel Riveros Hernández  y lo han abordado en varios municipios, es exponer la situación que prevalece en esta dependencia de la SSP. Riveros Hernández siempre se comporta altanero, prepotente y déspota, cuando escucha que sus funcionarios están realizando violaciones a los derechos de los elementos  y él se limita a decir que: “Si ustedes saben lo que les conviene hagan lo que les dice la Gerencia de Supervisión y Control y saldrán bien beneficiados”, fomentando a que existan traiciones y hasta mentiras, con tal de subir a un mejor puesto, sin garantizar ser fidedigna la información.

Y ser los mismos acosados, quienes señalan al Comisionado Héctor Manuel Riveros Hernández de manejar mal  los recursos del IPAX, ya que hace unos meses ordenó a las Comandancias de Huatusco, Cuitláhuac, Poza Rica, Tuxpan y Orizaba para que enviaran 4 patrullas por comandancia, para presuntamente hacerles  reparaciones de hasta $50 mil pesos y resulta que éstas fueron falsas, ya que las patrullas se encontraban en buen estado y ese movimiento sólo lo hicieron para maquillar el dinero que Riveros Hernández se adjudicó para beneficio personal y esto se supo porque el encargado de transporte de nombre Gustavo, dio santo y seña del por qué venía con esas instrucciones y ahora, la elemento quien realizó el reporte anónimo en contra del Comandante Galicia, después fue también reportada por el Ayuntamiento de Río Blanco, ya que las cámaras grabaron cuando su pareja sentimental  se metía al servicio, cuando sabemos que por  reglamento y consignas están prohibidas, así como llevaban a su hija  a pasar la noche con ella.

Al final de cuentas, la que manda reportes falsos y anónimos a las oficinas centrales de SSP y ser de igual forma reportada por el Ayuntamiento de Río Blanco,  la ascendieron al cargo y puesta al servicio de Ferrosur  y en lugar de recibir una sanción,  como el resto de los policías cuando cometen una falta,  ella argumentó que el Comandante José González Báez la protege y por eso recibió su premio, como muchos policías de esta comandancia, quienes son los jefes de servicios de apellido Tetla, Reyes y Escandón fueron puestos en evidencia, porque se robaban turnos, anotaban los turnos a compañeros y cobraban por darte un operativo que lo pagan en $580 pesos y cobraban por asignarte al servicio de Ferrosur.

El Comisionado Héctor Manuel Riveros Hernández, quien además de hacer negocios en el mantenimiento innecesario de los vehículos oficiales, señalan como cómplice  a su secretaria particular, la Lic. Anayeli, que desde el día lunes 29 de marzo, toma su nuevo cargo como Subgerente de Recursos Materiales y ahora la llaman la Vice-Comisionada, pues ella puede hacer y deshacer  porque tiene el  poder.

Y circula esta carta en redes sociales: “Señor Comisionado  Héctor Riveros Hernández. Adrián Soto Rodríguez, ojalá esto llegue a sus oídos y pongan cartas en el asunto, no es posible que esto esté pasando en una corporación, pues siempre se distinguió de las demás corporaciones policiales y probadas, ahora esté envuelta  en este tipo de problemas, señor Comisionado se le pide que cheque bien lo que pasa en la Comandancia de Orizaba, cómo es posible que se dejen manipular por Esmeralda Tovar, un elemento quien siempre se ha pasado chantajeando a los jefes de servicio, incluyendo a los comandantes, tan es cierto todo y siempre le han dado los mejores servicios, incluso ella misma comenta que pagó cierta cantidad de dinero a un Jefe para que le dieran el servicio de DIF municipal en Río Blanco, cuando supo que está bien pagado y tienen viáticos y de extras ni se diga, ella siempre pone puro operativo Coppel y no entendemos qué les sabe o le deben los Jefes y ahora la premian subiéndola a Ferrosur, cuando todos la hemos visto no saber manipular las armas y hasta le cuesta subirse a una unidad. De todos es bien sabido del trato que hizo con el comandante Jorge González Báez para hacerle su chamba al excomandante Galicia, ya que Esmeralda y Báez son íntimos amigos desde hace tiempo.

Capitán Valeriano González, con todo respeto, usted es de administraciones pasadas, usted sabe cómo se trabaja, si no saben enséñeles, porque tal parece que son personas de la vida civil, quienes no saben cómo se trabaja y enseñarles disciplina, ética profesional, enseñarle todo lo que sepa para trabajar bien”.

El nivel del IPAX va denigrándose, afectando a los trabajadores, como lo expresamos en este ejemplo…Y ha sido considerada como la caja chica del Gobierno Estatal en turno. Colocar por compromiso a un funcionario con más de 20 años de experiencia en el ámbito operativo y a la hora de dar resultados, Manuel Riveros Hernández se preocupa por la certificación ISO 9000, mientras los policías exigían uniformes y botas nuevas, sin ser escuchados, como lo dimos a conocer en diciembre del 2019. Dos años y Héctor Manuel Riveros Hernández   se dedica a sus negocios, sin atender los problemas de los trabajadores, permitiendo  crear una bomba de tiempo y además, a todos los empleados  los obligan a cambiarse al Banco Santander, sin dar razones.

 Dudas y comentarios: claudiaguerreromtz@gmail.com

Visite: www.periodicoveraz.com y www.claudiaguerrero.mx

Twitter: @cguerreromtz