VIOLACIONES

¡A S Í           E S!

Por mario NORIEGA VILLANUEVA

VIOLACIONES

Solamente en el sexenio del hablantín mandilón Vicente Fox Quesada, la Constitución de los Estados Unidos Mexicanos fue pisoteada, hasta esos momentos, de tal forma como nunca antes  pero los mexicanos, jamás –los que fueron con tal entusiasmo a las urnas aquel primer domingo de julio del 2018 y dieron una apabullante victoria al peje Andrés Manuel López Obrador, quien a lo largo de cuando menos tres quinquenios–, acumuló tal deseo de venganza que no  podrá desahogarlo en seis años y apenas lleva dos.

No le importa un bledo, para satisfacer su frustración que trae y le invade hasta lo más profundo de su alma. Son sentimientos que mal aconsejan a quien los alberga y los acumuló durante tantos años en la oposición, hasta que se dieron las condiciones como ocurrió en el 2000 con el PAN y el bigotón-mandilón de las botas, porque el pueblo albergó esperanzas de mejoramiento y le fue como en feria. Quisiéramos decir idéntico a  esta a ocasión, pero definitivamente, esta equivocación de los mexicanos resultó peor porque se ha dado cuenta que votaron por un tipo que por darle rienda suelta a su frustración, está perjudicando a todo un país, llevándolo al fracaso económico, educativo, social y en todos los aspectos.

Está abusando del poder porque además se lo están permitiendo principalmente, en el Poder Legislativo, al que maneja a su regalado antojo. O sea ha tomado decisiones sin tomar en consideración al pueblo y las mentadas encuestas que realiza, solamente una minoría es la que vota porque la mayoría, no está de acuerdo en la forma tiránica con la que gobierna y que es una copia de lo que ahora es Venezuela con Maduro.

Se le olvida que él y  todos los representantes populares, son eso representantes populares y no son absolutos. Les vale un comino el respeto  a la Carta Magna que es pisoteada cuanto le place y a la hora que se le hincha su regalada gana y se muestra tana seguro de que nadie le objetará, como ha sucedido porque hasta al Ejército ha corrompido desviándolo de su verdadera misión y convirtiendo en empresarios constructores a los principales jefes de ese glorioso instituto, porque así, lo tiene a su favor.

Así, le vale la Constitución en su título primero capítulo I y comete discriminaciones al pueblo, y también en los aspectos, social y de salud, atenta contra la dignidad humana y menoscaba los derechos y  libertades de las personas. Si gobernara realmente con el pueblo y para el pueblo, otra cosa sería.

Sugerencias, críticas y comentarios: marionv8@hotmail.com