¡ A S Í           E S !

Por Mario NORIEGA VILLANUEVA

¡CUIDADO!

Los primeros calores que ya han superado los 35-37 grados centígrados y cuya sensación rebasó fácilmente los 45, hacen ver que mayo, junio, julio, agosto –la canícula–, van a hacer sentir que se está en el infierno o muy cerca de el y eso hace que todo mundo empiece a tomar todas las precauciones que sean posibles pues si ahora, ya se empiezan a dar golpes de calor, para entonces, serán más continuos si es que no se aplican las medidas de prevención a que obliga el intenso calor que se padecerá.

Todavía no se ve que las autoridades del sector salud, ni las direcciones de salud de los ayuntamientos, empiecen a orientar al respecto para que la gente empiece a prevenir cualquier incidente de esa naturaleza que puede llegar a ser mortal. Por eso es que, en este espacio queremos empezar a alertar a los padres de familia que tengan cuidado con sus hijos pequeños que son los más propensos a recibir el impacto de los calorones que se avecinan.

Pero no nada más los pequeños sino que también hay que tener, mucho cuidado con los adultos mayores quienes también son víctimas de las altas temperaturas que conforme a las previsiones climatológicas, se prevén algunas hasta de 50 grados o mayores, lo que quiere decir que estaremos a punto de asarnos y si no tomamos medidas preventivas, habrá muchos casos de golpes de calor y posiblemente muertes, que de ninguna manera se quieren, pero puede suceder más si no se hace caso a estas orientaciones que con mayor precisión tendrá que proporcionar a la voz de ya, el sector Salud.

Sin embargo, aquí le diremos que hoy más que nunca, hay que estar preparados y bien hidratados, principalmente los niños y los ancianos que son los más proclives a ser afectados por el calor. Pero eso no quiere decir que todos, tienen que cuidarse y consumir constantemente para estar bien hidratados, particularmente aquellos que trabajan en el campo en áreas abiertas y soleadas, para que no se expongan más allá de una hora a los rayos del sol, porque pueden tener problemas de salud.

También se debe tener mucho cuidado de no irse a refrescar a lugares con clima porque será como torear a la muerte, pues pueden sufrir una pulmonía fulminante que les provoque la muerte. Mejor procurar solamente un área de sombra para refrescarse y recuperarse antes de continuar con la actividad que realicen a sol abierto, que insistimos debe ser no exponiéndose más de una hora. Lo mismo a los deportistas. Las ligas deben suspender juegos de entre las 11 a las 16-17 horas para no exponer a los deportistas. ¡Cuídese! Y cuide a los suyos.

Sugerencias, críticas y comentarios: marionv8@hotmail.com